sábado, 12 de julio de 2014

Mi primer día de nieve

Subir a los centros de esquí es, probablemente, uno de los panoramas más atractivos de las vacaciones de invierno, pero es también un lujo que no todas las familias pueden costear. Por esta razón, junto a un centro de esquí invitamos a un grupo de niños de La Granja a conocer la nieve. Esto fue lo que pasó.

Por Tania Opazo

“SÍ, TÍA, yo conocía la nieve. La del refrigerador”. Tomás lanza una carcajada y sus compañeros lo acompañan contagiándonos a todos.
-¿Tía, vamos a poder subirnos a esas sillas que van subiendo? El Camilo las vio en la tele- continúa Tomás.
-No, lo siento, aún son muy chicos, tienen que aprender a esquiar primero-, responde Verónica Soto, jefa de comunicaciones de Ski Portillo.
-Oh…-responden todos decepcionados al unísono.
-¿Tía, vamos a poder tirar nieve? -agrega ansiosa Daery.
-Ah, sí, eso sí. -¡Ehhhhhh! - y la euforia se desata arriba de la van.

Alexa, Camilo, Daery, Emmanuel y Tomás tienen entre 10 y 12 años. Son estudiantes del colegio Padre Esteban Gumucio, ubicado en la comuna de La Granja, donde alrededor del 80% de sus alumnos se encuentra en condición de vulnerabilidad social. Para hacerse una idea, el ingreso familiar de estos niños varía entre los $ 195.001 y $ 315.000.

Seguir leyendo... 

No hay comentarios:

Publicar un comentario