miércoles, 26 de mayo de 2010

Bristol Palin y su agotadora vida laboral


Como recordamos, Sarah Palin no debe haber estado exactamente orgullosa de ser abuela sin tener yerno. Y también debemos recordar que tras su “terrible pecado”, su hija de sólo 19 años, Bristol Palin, se redimió dando charlas a jóvenes sobre las ventajas de la abstinencia. Obvio, si lo aprendió a la fuerza

Pues resulta que ahora la niña salió posando en la revista Harper’s Bazaar, donde habló sobre su nueva vida lejos del alero de mamá. Se definió como una “máquina trabajadora” y se quejó de no tener tiempo para divertirse: “no tengo tiempo para amigos. Si esta noche hay un juego de hockey y quiero ir, no voy, porque mañana tengo que trabajar y hay cuentas que pagar”. Por supuesto, pagar las cuentas de pañales (que de seguro son altas), no debe ser tan terrible si ganas ni más ni menos que 30 mil dólares por charla.

Ahora, considerando que su trabajo es básicamente hablar de sexo por plata (pega no tan bien remunerada para el resto de la gente), y que hace algunas semanas la pillaron chanchita quedándose en un club toda la noche tras celebrar el “día nacional de la prevención del embarazo adolescente” (Sí, existe un día con ese nombre. Anoten: es el 5 de mayo), podemos asumir que no la está pasando exactamente mal con su nueva vida.

Así que aprendan, niñas: si se embarazan y tienen la suerte de que su madre sea candidata vice-presidencial, todo saldrá MUY bien.

No hay comentarios:

Publicar un comentario